Querían SACRIFICARLO después de que caminó 20 km para VOLVER a casa 

Este minino hizo todo para volver con sus humanos. Pero ellos no se alegraron de verlo otra vez.

Separado de su familia

Toby, un esponjoso gatito naranja de Estados Unidos, se vio de pronto en un espacio desconocido cuando su familia decidió que no podían tenerlo más en casa, porque tenía problemas con sus otros gatos, así que lo regaló a otras personas.

Desorientado y extrañando su hogar, el valiente minino emprendió el regreso a su casa, que quedaba a casi veinte kilómetros de distancia.

por Sindy G. Bustamante