Su gato DETECTÓ su EMBARAZO antes que ella

¡Algo importante está pasando!

¡Algo importante está pasando!

Empezó además a maullar a su lado, a pedir más atención y caricias. A la hora de irse a la cama, no había manera de que Lisa se despegara del minino. Y al despertar se daba cuenta de que había pasado a su lado toda la noche.

Cuando el gato llevaba unas semanas con ese nuevo y extraño comportamiento, Lisa se hizo un test de embarazo y ¿adivina qué?

por Sindy G. Bustamante