Se metió a una caja y lo enviaron por paquetería accidentalmente

Este minino solo quería tomar una siesta, pero acabó viajando con todo y su caja

Tomando una siesta

Los gatos aman las cajas, y la gatita italiana que protagonizó esta aventura hace unos días no es la excepción. 

Su humana, con la que vive en la ciudad italiana de Lecce, se preparaba para enviar un paquete hacia el norte del país y para hacerlo, se preparó con una buena caja de cartón. Evidentemente, la gatita asumió que la caja era para ella.

En algún momento del día, la gata decidió tomar posesión de su nueva caja, y aunque dentro estaban las cosas que la humana quería enviar, eso no la detuvo para acomodarse y tomar una siestita en ese entorno paradisiaco.

Lamentablemente, las cajas no son solo para los gatos.

por Sindy G. Bustamante