Dejó su trabajo y vendió todo lo que tenía para viajar junto a su gato

Llevan ya dos años escalando, acampando y recorriendo el país

Willow, la gata viajera

Richard East y su gatita recorren Australia en furgoneta desde hace dos años.En 2015, este chico dejó su trabajo y vendió todo lo que tenía para empezar el viaje de sus sueños. 

Cuando se había deshecho de todo, quedó muy claro que su gata Willow tenía que ser parte del plan. Así que se la llevó con él.

por Sindy G. Bustamante